Periodismo
Cultural
en Línea

Con cierta frecuencia paso por la tienda Salper Deportes en Torreón, no entro a visitarla, pero de inmediato me saltan los recuerdos de mi infancia deportiva. Ahí me compraron mis primeras zapatillas cuando comencé a practicar gimnasia olímpica.

Sí, viví una infancia muy ligada a este deporte. El caso es, con la rapidez cotidiana, encontrarte con que hay comercios en el centro de Torreón que sobreviven a la llegada de las franquicias ubicadas en los malls con aire acondicionado y mejores áreas de estacionamiento, no deja de causar sorpresa.

Antes no había de otra. Si necesitabas tiendas especializadas ibas al centro, después la oferta se fue extendiendo: restaurantes, franquicias, agencias de autos, cines: todo se fue hacia el oriente y la zona comercial del centro fue quedando abandonada.

Diré también que la tradición de mi familia por muchos años fue ir a comer el 23 de diciembre a la Copa de Leche, lugar que también se mantiene en pie, a pesar de ubicarse en una de las zonas menos transitadas atractivas: el centro histórico. Los locales para el comercio informal de sus andadores, hacen que su paisaje no sea nada halagüeño.

Hay hoy en día una revaloración de los centros históricos en el país y en la Comarca Lagunera existen nuevos caminos que tanto sociedad y gobierno han lanzado como idea vanguardista: dar vida al centro, o al menos, eso es lo que se dice.

Sin meterse en honduras, es sabido que el centro de la ciudad aún no goza de una buena imagen urbana. Y en específico el centro histórico necesita de un proyecto arquitectónico y urbano integral que podría tardar varios años en concretarse. Ya habido intentos.

La reflexión es que una sociedad requiere de elementos de identidad, ha habido lugares que desaparecieron de esta área de la ciudad pero sobreviven en el imaginario colectivo: se trata de tiendas, hoteles, restaurantes en esquinas y espacios que hoy sólo son parte lo “retro” o de alguna postal "vintage".

No podemos aspirar a que esos comercios regresen. Que se reinstale Sanborn´s en el bulevar independencia o que un hotel 5 estrellas de renombre se construya en el centro y no en la periferia. Pero sí podemos aspirar a que exista una transformación social y física que regresen un poco de vida a este sector, que por cierto, no sólo es el Distrito Colón. El centro es mucho más.

¿Y a ti, qué tienda o local del centro te gustaría que regresara?