Periodismo
Cultural
en Línea

La Maternidad

 
El año pasado, a unos meses de estrenarme como tía con el nacimiento de Ginger, recibí uno de los comentarios más dolorosos. Yo sabía que teniendo una sobrina, iban a empezar los comentarios de "¿y tu para cuándo?" 
En esa ocasión le pregunté a un familiar que si ya había ido a conocer a la bebé  y me dice "sí y yo creo que será la única sobrina que tendré pues contigo no creo". Palabras más, palabras menos.
 
Luego nació el hijo de una de mis mejores amigas y otra vez el "¿tu para cuándo?". ¿Acaso en mi acta de nacimiento dice que tengo que ser madre? ¿Acaso ese fue el trato con el doctor cuando me trajo al mundo? Mamá, ¿por qué no me lo dijiste?
Si, tengo 38 años. No sé lo que es tener hijos, ni cuidarlos, ni educarlos, ni nada de eso que hacen las mamás. No tengo la fortuna de escuchar que me digan mamá o de ir a festivales de 10 de mayo, o ver los primeros pasos o preocuparme porque no regresen a casa temprano. 
Y no quisiera entrar en controversia en ese tema, porque ante todo respeto, pero sí, lo que quisiera escribir es que no es obligación de la mujer ser madre.  
Eso de que así nos educaron y esas cosas,  ya quedó atrás. En pleno 2017, podemos decidir si tenemos hijos o no y no debería de importarnos el qué dirán, o el sentirnos señaladas.
 
Si yo hubiera querido ser madre, ya tendría dos hijos, se llamarían Bruno y Fernanda, (porque hasta los nombres les habíamos escogido algún novio y yo), pero no es así. Recuerdo en una ocasión que alguien me preguntó que si era por falta de dinero, o por falta de tiempo, o porque me daba miedo. No pude decirle que simplemente no me nacía tener hijos.
Hay quienes dicen, seguramente es para realizarte profesionalmente, pero "ya verás cuando te sientas sola". Yo creo que el ámbito profesional no tengo de qué quejarme más que sueño con que algún día los sueldos sean iguales a los de los compañeros en los medios. Pero fuera de ahí, he aprendido muchísimo y ahora soy co editora de la sección Nacional.  
 
Que no tienes pareja... Bueno, hay tantas madres solteras que una más no le haría daño al planeta pero no es el caso. Estoy convencida que traer un hijo al mundo por llenar esos vacíos de la infancia, por "tener a quien me cuide en la vejez" o "porque ya nos toca", es una mala decisión que tiene sus consecuencias. Causa y efecto.
¿Cuántas veces he escuchado de mujeres cercanas a mi que se aventaron la crianza de sus hijos solas porque sus maridos trabajaban o porque a los hombres no les cae el veinte de que son papás?...  ¿O por qué algunos papás se conforman con dar dinero y trabajar como burros y luego se quejan que los hijos sean apegados a la madre? 
A mi punto de vista eso, que quizá sea natural para otros, no es ambiente propicio para criar a un bebé. A lo mejor habrá quién diga, es que no quieres esa responsabilidad, es que quieres vivir a tu manera, ser egoísta, no pensar en los demás o la frase : "no quieres sentar cabeza".
 
Insisto, admiro mucho la labor de las mamás y siempre me impresiono por la fuerza que tienen y que sacan de no sé dónde, pero creo que la maternidad no es para todas. Yo quisiera que quienes son madres o las que no lo son o incluso los hombres, dejaran de presionar a quienes hemos decidido dedicarnos a nosotras mismas, a trabajar en nuestra persona, a ser mejores cada día. 
 
Que dejaran de criticarnos y de vernos como "las raras" y que entendieran que no son mejor que nosotras. Ser madre es una meta en la vida de algunas mujeres, es un sueño hecho realidad para otras, pero no está en ningún contrato.
También quisiera decirle a mis amigas que no han podido quedar embarazadas, que no se sientan presionadas, que dejen de preocuparse por los familiares, necios, preguntones y hasta el esposo, que quiere su familia "completa". He visto con mucha tristeza como se presionan por embarazarse... 
Calmadas, ¡si no es una carrera!  O que si tiene un hijo, que por qué no tiene otro, ¿no será que eres egoísta? O "¿es que no puedes hacer hijos?" Eso es lo que creo sobre el tema de la maternidad. Quizá la vida me sorprenda a la vuelta de la esquina pero tengo los pies bien puestos sobre la tierra (al menos en ese tema). 
 
twitter: @lagiacoman