Periodismo
Cultural
en Línea

¿Sabías qué?, en el año de 1616 un 23 de abril fallecieron dos de los más grandes escritores de todos los tiempos, William Shakespeare y Miguel de Cervantes, es por eso que en 1995 la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (UNESCO) decide conmemorar esta fecha como el día internacional del libro y los derechos de autor.

Leer es una de las actividades más enriquecedoras que puedan existir, gracias a la lectura puedes  conocer lugares lejanos, viajar al pasado e indagar sobre tu historia o al contrario viajar al futuro e imaginar cómo llegara a ser algún día nuestro mundo.

Hay diferentes estudios y encuestas sobre la lectura en México, según el Módulo de Lectura del INEGI realizado en 2016 los mexicanos leen 3.8 libros anualmente, mientras que según la Encuesta Nacional de Lectura y Escritura de la CONACULTA, realizada solo unos pocos meses antes en el 2015 los mexicanos leen 5.3 libros por año, 3.5 por gusto y y 1.8 por necesidad. Cualquiera que sea la cifra real es preocupante que México dista mucho de los 47 libros que leen al año en Finlandia o los 10 al año que se leen en España.

Pero no quiero hablar sobre lo poco que leen los mexicanos ni criticar el a veces poco valor que este país le da a esta enriquecedora actividad, al contrario, quiero hablar sobre lo que se puede hacer para ayudar a fomentar la lectura.

Viendo el lado positivo de la encuesta realizada por la CONACULTA, en la sección de cómo se consiguen los libros, el  59% de los encuestados compra libros, mientras que un porcentaje casi igual el 46% regalados y el 40% los pide prestados, viendo estas estadísticas podemos darnos cuenta que si te das el tiempo de regalar algún libro que está en tu biblioteca y ya leíste, que tal vez pueda agradarle a tu amigo , o cuando alguien que quiere iniciarse en la lectura y te pide algún libro prestado y tú lo haces, con estas simples actividades ya estas contribuyendo a fomentar ese gusto por lectura y le estas dando un regalo muy grande, el regalo de la sabiduría a esa persona.

Otro aspecto positivo de esta encuesta es que el fomento a la lectura por parte de los padres ha incrementado en las últimas generaciones hasta alcanzar un 70% en las generaciones de 12 a 17 años, es por eso que es de suma importancia que los padres lean cuentos a sus hijos, los involucren en actividades culturales y talleres que fomenten este hábito, la mejor herencia que le puedes dar a un hijo es el gusto por la lectura.

Finalmente, si estás leyendo este artículo y te has dado cuenta que tiene ya un buen tiempo que no lees, que estas esperando, mundos mágicos e historias fantásticas te están esperando en ese libro que dejaste a medias o en ese libro que compraste y ahora solo acumula polvo en tu librero, así que ve y empieza esa gran historia.