Periodismo
Cultural
en Línea

“Dicen que la prostitución es el oficio más antiguo, sin embargo es la caricatura, y lo podemos ver en los murales de las cuevas, dibujos que parecen caricatura por la simplicidad de los trazos; Más antiguo que la escritura y a pesar de vivir en una época de mucha grafica no hay escuelas de caricatura“ expresa Armando Monsiváis pionero en la caricatura lagunera.

El maestro Rogelio Naranjo, caricaturista mexicano conocido por sus cartones políticos en la revista Proceso y El Universal decía que para ser caricaturista se necesita básicamente tres cosas: ser un poco anarquista, dirigirse basado en el periodismo para que los temas sean correctos, y ser político, es decir comprometerse y tener una ideología, preocupándose por la sociedad aportando en las problemáticas.

“Hemos notado que se han rezagado las nuevas generaciones siendo un problema nacional, en la laguna he conocido muchos talentos pero se desaniman porque no existen los medios para desarrollarlo y van desapareciendo. La falta de oportunidades y los bajos sueldos desalientan a los jóvenes. ” advierte Eduardo San Román, quién cómo parte de una alegoría creo a “SuperChido”, un luchador social justiciero.

El abogado y posteriormente periodista en el ámbito policiaco comparte su experiencia en sus inicios como caricaturista "Me toco ver toda la transformación de la ciudad en donde perdíamos la libertad de expresión y la individualidad porque no podíamos publicar todo lo que veíamos".

¿Cómo se encuentra esta profesión en México comparada con otros países? “la idea está en la oportunidad que se tiene en publicar y vivir de eso. En Estados Unidos se puede llegar hasta ser un millonario reconocido y respetado, en México se batalla mucho para hacerse un nombre, primero por la censura del gobierno, y luego contra la autocensura de los medios de comunicación” continua explicando el artista de SuperChido con 21 años de hazañas.

Una vez el director del periódico me dijo: “En México hay tres taboos para el periodista: El presidente, la virgen y las principales empresas recogedoras de dinero” –Eduardo San Roman.

Sobre por qué no emigrar a territorio estadounidense a lo largo de su carrera, los caricaturistas laguneros explicaron que la principal razón es la diferencia del tipo de humor, “compañeros que se han ido publican humorismo blanco o abstracto, nunca político” complementan.

Aunque la caricatura puede ser cuestionada sobre su pertenencia al arte, existen caricaturistas mexicanos que a lo largo de la historia han demostrado lo contrario, cómo García Cabral y Jorge Carreño manejando un dibujo magistral con un mensaje de reflexión.  Y en cuanto a la crítica social explican que depende de cada autor y sus ideologías, pero la decisión final la tiene el lector si deja que influya o no.

"Hay que informarse, y de la vida diaria salen miles de historias" 

De acuerdo a los expertos en el panorama, el caricaturista debe tener vocación, pasión, facilidad para dibujar, información política, y sentido del humor lo cual es lo mas importante. "Valdria la pena hacer una asociación de caricaturistas, un establecimiento de la caricatura que se ha publicado en la laguna y al mismo tiempo, y un espacio en donde los jóvenes publiquen sus ideas, desarrollandose profesionalmente" concluyen los dibujantes laguneros.